Noticias de última hora

Consejos prácticos para mantener tus muebles como nuevos

[goviral_player]

Si quieres tener unos muebles impecables que parezcan como reciente comprados, no te pierdas estos consejos prácticos para mantenerlos como el primer día.

Consejos prácticos sobre los productos para limpiar tus muebles

1. Cada superficie requiere un producto adecuado al material con el que está fabricado. La clave está en no utilizar nunca productos corrosivos, como la lejía o antigrasas. Los trapos para limpiar deben ser de algodón o microfibra, para que no dejen pelusa. Ten a mano un paño para aplicar el producto y otro seco y limpio para retirar los restos y abrillantar.

2. Antes de utilizar por primera vez cualquier producto en tus muebles, ya sea comercial o propietario, haz una prueba en una pequeña zona que no esté a la vista. Es la mejor forma de asegurarte de que es un producto adecuado para esta superficie.

3. El agua con amoníaco o con alcohol es el más adecuado para dejar brillantes las superficies de vidrio, incluidos los espejos . Seca bien después de aplicar para eliminar los restos. Las arañazos se disimulan con un poco de pasta de dientes o con cera para cristal, dejando secar y rozando después.

Consejos en función de tipo de mueble: barnizados, sintéticos, porosos y acero

consejos prácticos

4. Para limpiar los muebles de madera barnizada o lacada sigue dos pasos. Primero pasa un paño seco o un plumero para eliminar el polvo. A continuación, emplea un producto que contenga ceras que le den brillo y la protejan. Si prefieres los productos ecológicos, utiliza una mezcla de aceite de oliva con unas gotas de limón o vinagre, roza con suavidad y deja secar.

5. Los materiales sintéticos como la resina y el metacrilato son ligeros y resistentes, pero se rayan con facilidad. Para su limpieza emplea un paño o una esponja suave impregnada con limpiacristales o con una mezcla de agua y amoníaco. No utilices alcohol.

6. Los muebles acabados en acero empañan con facilidad y son propensos a las huellas. Se deben limpiar suavemente con agua y jabón neutro, secando a conciencia. Existen limpiadores específicos para las superficies de acero en las tiendas especializadas, pero si quieres un producto económico y hecho en casa prueba una mezcla de agua con unas gotas de limón o vinagre. Aclara, seca y sorpréndete con el resultado.

7. Los materiales porosos, como la madera rústica o los muebles de pladur requieren mayor cuidado y no son aptos para cualquier producto. Es imprescindible eliminar el polvo en seco a diario para que no se acumule suciedad. Una vez al mes utiliza agua templada con jabón neutro, aclara y seca con un paño limpio.

¿Que Piensas? Déjanos tu comentario

 
Loading Facebook Comments ...

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies